2004.05.16 ProInnova
Aumenta la oposición a las patentes de software fuera y dentro del Consejo Europeo
[Nota informativa de Proinnova]

El 5 de mayo el Comité de Representantes Permanentes) del Consejo de Ministros de la UE, decidió que en la reunión del Consejo de Ministros de Competitividad del 17 y 18 próximos se aprobaría sin discusión la propuesta irlandesa con respecto a la directiva sobre patentes de software. Esta propuesta legalizaría las patentes de software en Europa, ignorando las enmiendas que aprobó el Parlamento Europeo el pasado septiembre.

Esta decisión provocó reacciones en muchos puntos de Europa (Valencia y Madrid entre ellos), para avisar a los gobiernos de los estados miembros de la UE que los diplomáticos y representantes de las oficinas de patentes podían estar tratando de precipitar una decisión tremendamente perjudicial para el futuro de la sociedad de la información, las PYMEs, la innovación en tecnologías de la información, el software libre y en general la competitividad de la economía europea, beneficiando sólo a algunas multinacionales, firmas que negocian con patentes, y especialistas de este campo.

Las reacciones no han sido ni mucho menos sólo de grupos preocupados por la libertad de innovación. Grupos políticos, gobiernos, empresas e instituciones de todo tipo están mostrando su oposición a que las patentes de software se incluyan en la legislación europea. Por ejemplo, cabe destacar las declaraciones públicas de ministros europeos como el italiano de Innovación y Tecnología, Lucio Stanza o el alemán de Justicia, Hucko. En España se han pronunciado claramente en contra de las patentes de software Juan Carlos Rodríguez Ibarra (presidente de la Junta de Extremadura) y Esteban González Pons (consejero de Educación del Gobierno Valenciano), eurodiputados y cargos del PSOE, Izquierda Unida y el Bloque Nacionalista Galego, Universidades como la Universitat Politècnica de Catalunya y la Universitat Jaume I (ambas por decisión de su Consejo de Gobierno), etc.

De momento toda esta movilización ya se ha plasmado en un cambio de agenda, de forma que ya no se aprobará el tema sin debate, sino que se discutirá en la sesión del 18 de mayo del mencionado Consejo de Competitividad (que se transmitirá en sesión pública al menos para los periodistas acreditados).

La posición de los diferentes gobiernos de la UE no está aún completamente clara, pero parece que existan hay serias dudas u oposición al menos en los ejecutivos de Alemania, Bélgica, Italia, Eslovenia y España. No queda claro cuál será la decisión final, ni si las reservas que se puedan plantear serán suficientes para evitar realmente las patentes de software y respetar lo aprobado en el Parlamento Europeo, pero el sólo hecho de que se debata el tema ya es una mejora.

Aunque el Consejo Europeo ha reiterado su negativa a entregar los documentos y actas sobre el tema, el debate del martes en el Consejo de Ministros de la UE sera público, y por lo tanto se podrá saber claramente si la oposición a las patentes de software queda en meras palabras, o si los gobiernos apoyan mayoritariamente la decisión del Parlamento Europeo, que limita realmente el ámbito de las patentes para que no afecten al software. Parece ser que el programa de radio "[26]Hoy por hoy", de la Cadena SER, retransmitirá el Consejo desde Bruselas (aunque quizás sólo el 17, mientras que este tema se tratará el 18).

ProInnova, FFII y otros grupos que están apoyando esta campaña confían aún en que los gobiernos europeos se den cuenta de lo que supone el borrador que se está debatiendo en el Consejo de la U.E., y lo rechacen, pidiendo a la Comisión que se acerque a la postura aprobada en el Parlamento Europeo. En particular, el gobierno de España tendrá la oportunidad de estrenarse en este tema en Europa defendiendo una postura coherente con lo expresado por senadores, eurodiputados y gobiernos autonómicos socialistas, y que mantenga claramente Europa libre de patentes de software.